jueves, 4 de junio de 2015

Hoy, por primera vez en mi vida, quiero ir de vacaciones a un sitio para descansar, mejor dicho, DES-CAN-SAR; con playas de agua caliente, sin nada que ver, dormir hasta tarde sin sentirme culpable porque hay algo que hacer, comer, ir a la playa, dormir la siesta, cenar, beber, poner en el pomo exterior  de la puerta del hotel un "No molestar" porque nos vamos tarde a la cama sin preocuparnos de la mañana, con los móviles apagados, leer...