jueves, 16 de diciembre de 2010

¿Rabia?.

Me río por no llorar, que llamen a la posibilidad de traer gente de otros países manteniendo sus condiciones laborales en Europa "Ley por la igualdad" o que le digan a los trabajadores que el ERE de Citroën es lo mejor o que el aumento de la edad de jubilación o el cómputo de años se amplíe es la respuesta más justa (¿con quién, con los ricos hijos de puta?) es una bofetada diaria en la cara de todos los trabajadores, nos están llamando gilipollas y se ríen en nuestra puta cara.
Y NOS ESTAMOS DEJANDO.
Hay hostias en Grecia, además de las buenas, en Londres, en París, hasta manifestaciones en la plácida Bruselas, y aquí nada de nada. ¿Qué rabia?.

2 comentarios:

Romek Dubczek dijo...

Eso mismo llevo pensando yo las últimas semanas. Aquí nos dejamos hacer de todo. Lo peor de todo es que si tratas de encender al pueblo te miran con cara de panolis.
saludos

Z dijo...

Hombre Romek! Jajajaja Este tío es la leche, malaputa, en serio!

Como le digo siempre a Merche pallarés, del caos surge un nuevo orden. Y de esta crisis también surgirá una nueva revolución. El cómo y el cuándo es lo que nadie puede prever (y sino, mira Túnez)