viernes, 30 de junio de 2006

De camino a casa...

Calor, por la noche, en el coche, con la música puesta y pensando, me he dado cuenta de que aunque normalmente soy una persona muy racional, finalmente, los cambios radicales en mi vida se deben a decisiones totalmente irracionales y pasionales. Siempre creo que van a durar para siempre y al final la vida me demuestra que todo lo que empieza acaba.
Pensaba que siempre iba a querer escribir, pensaba que siempre iba a querer a aquella persona, pensaba que las farolas se encendían a mi paso.
Y dejé de escribir y dejé de querer a esa persona y un día descubrí que las farolas simplemente tenían un detector de presencia...

miércoles, 28 de junio de 2006

martes, 27 de junio de 2006

Últimamente.

Me doy cuenta de que todos necesitamos soltar nuestro rollo, no queremos oír a los otros, no queremos que nos distraigan de nuestro ruido interno, sólo queremos vomitar lo que llevamos dentro.

Lo siento, pero... que se jodan los demás.

sábado, 24 de junio de 2006

Duda dudosa...

¿Alguien sabe de alguna casa rural por Cataluña, como mucho Teruel y Soria, donde se sirva comida vegana y el propio establecimiento sea respetuoso con el medio ambiente tipo esto:
http://ecohotelcorrea.com/inicio.html?

No tengo tiempo de ponerlo bonito, lo siento.

martes, 20 de junio de 2006

miércoles, 14 de junio de 2006

Tía...

- ¿Sí?.
- ¡Este tío es tonto!.
- ¿Qué pasó?.
- Que quería darme una sorpresa, compró entradas para el teatro hoy y yo ya había hecho planes.
- Joder...
- ¿No me podía avisar?.
- ...
- ...
- Jajajajaj.
- Jajajaja.
- ¿Te das cuenta de que si fuera al revés estaríamos pensando "¡Qué cabrón!"?.
- ...
- JAJAJAJA.
- JAJAJAJA.

lunes, 12 de junio de 2006

Ghost

- Ídem.
- ¿Ídem?.
- Sí.
- ¿Que también me das los buenos días?.
- ¿Has visto "Ghost"?.
- Hace mil años.
- Haz memoria...

viernes, 9 de junio de 2006

- Nunca te lo dije, pero... ¿recuerdas que bromeé con no ir a verte?.
- Sí.
- Pues te lo decía en serio.
- ...

jueves, 8 de junio de 2006

En el avión.

Salimos en hora. Tan pronto puedo bajo la bandeja y coloco el libro encima. Por la ventana entra el sol a chorros. De pronto en el silencio se oye un gemido y una mujer, en la fila de atrás comienza a llorar.
- Adiós, terriña, adiós.
Silencio.
- Ayyyy -un aullido y un llanto incontrolado- ¡NUNCA VOLVERÉ!.
Me giro a ver si puedo ver la cara y veo que mis compañeros me miran con cara de circunstancias y levantan las cejas levemente.
- Terra que me vio nacer. ¡NUNCA VOLVERÉ!. Ni viva ni muerta. ¡NUNCA, NUNCA VOLVERÉ!.
Sólo se oían las turbinas y a esta mujer llorar.
Y de repente me acordé...
"Adiós, ríos; adiós, fontes,
adiós, regatos pequenos;
adiós, vista dos meus ollos:
non sei cando nos veremos.
(...)
Non me olvides, queridiña,
si morro de soidás...
tantas légoas mar adentro...
¡Miña casiña!, ¡meu lar!".

martes, 6 de junio de 2006

Dentro del coche, corriendo, metiéndome entre otros coches, con la música a toda hostia, el sol en la glorieta, más adelante, las gaviotas chillando, "no llego", dolores antiguos, ansias nuevas, prisas, las grúas a mi izquierda, frenando de repente en el puto semáforo, y "no llego"
(me miró de reojo y me dijo suavemente en voz baja)
enciendo el aire acondicionado mientras el Volkswagen Polo amarillo lleno de tíos se para a mi lado, la vieja se pone a cruzar justo cuando la luz verde del peatón comienza a parpadear, "hay que joderse, con la prisa que tengo", la pizza de aquella noche, y Romeo adoraba a Julieta,
("gustar, me gustas, pero querer..." y torció el morro en un gesto de repulsión)
y hacía tanto calor que era horrible, mojaba la camiseta sentada en el coche, tanto cemento, tanto asfalto, "joder, otro semáforo", miro la hora en un marcador al lado de la calzada, en lugar de la hora me dice la temperatura, "no puede ser tanto calor, joder"
(las gafas de sol y los ojos hinchados)
aparcar debajo de un árbol siete minutos antes de la hora, echar el freno de mano, verlo llegar casi detrás de mi, bajarme, cerrar las puertas, ponerme a caminar, alargar las manos, besarnos, "sólo quince minutos"
("quédate" llorando en la puerta del ascensor)
reprimo las ganas de correr, pero me quedo, me marcho quince minutos después, "cuídate", "te echaré de menos", no tengo que huir porque me tengo que ir, me abraza a pesar del calor sin saber
y la angustia dentro
siempre dentro
dentro
("¡FUERA!")

lunes, 5 de junio de 2006

Pienso en ti,

te lo juro, te lo prometo, pero...-pensaba en silencio.
- Hay tanto hombre suelto... - susurró mientras cerraba los ojos y se mordía el labio inferior.

sábado, 3 de junio de 2006

viernes, 2 de junio de 2006

Muchas veces...

tengo la sensación de que llego a un punto donde las cosas no tienen marcha atrás, que las cosas no tienen arreglo, y al final siempre descubro que hay una alternativa.

jueves, 1 de junio de 2006

-¿Qué planes tienes para esta noche?.
- Creo que entraré en la habitación donde siempre es domingo, le preguntaré si le apetece salir y si me dice que sí me peinaré los dientes con raya al medio y seré medianamente feliz.
- ¿Qué dices?.
- ...
- No he entendido nada.

Pero yo comprendí que no era para mí.

El túnel.

- ¡INSENSATOO! ¡INSENSATOO! ¡INSENSATOOOOO!